Cómo limpiar una moto: déjala reluciente

En Confortauto sabemos que para los propietarios de motocicletas, el mantenimiento es muy importante. Tanto si tu moto es para ti una forma de ocio, como un estilo de vida, o una herramienta para ir al trabajo, es importante que descubras consejos que te ayuden a tenerla más limpia. Todos los conductores se preguntan en algún momento cómo limpiar una moto, ya que nunca se deja de aprender. En este artículo detallaremos el proceso paso a paso, con consejos que pueden ser útiles para principiantes y para veteranos.

Cómo limpiar una moto

La limpieza de la moto

Para empezar, es algo clave si queremos que cada una de las piezas de esta máquina dure más. El día a día y los distintos pavimentos por los que circulamos hacen que el interior y el exterior de la moto entren en contacto con partículas que pueden causar daños a largo plazo. La limpieza de la moto no solo evita este tipo de degradaciones paulatinas, sino que puede permitirnos incluso prevenir averías. Las tareas de limpieza son exhaustivas y en ellas muchos conductores encuentran elementos preocupantes. Es un momento de dedicación que también nos puede permitir analizar el estado de la moto en general.

La mayoría de conductores disfrutan de su moto cuando parece como nueva. Este momento les recuerda aquel día que la compraron o algunas aventuras vividas sobre dos ruedas. Para mantener joven una moto se recomienda realizar un proceso de limpieza frecuente y a conciencia. Los colores se mostrarán más vivos y algunas piezas parecerán recién sacadas del taller.

Cómo limpiar una moto paso a paso

Antes de empezar la faena, es importante que elijas bien el sitio en el que vas a realizar la limpieza. Suele ser preferible escoger un lugar a la sombra por varios motivos. El primero es que la luz del sol puede dañar partes delicadas de la moto, especialmente junto con el agua. La segunda es que algunos acabados quedan distorsionados bajo la luz del sol y no se aprecian bien.

El lugar a la sombra que elijas debe ser tranquilo y espacioso, ya que necesitarás un set para realizar la limpieza. Este está compuesto de un cubo de agua tibia y jabón, guantes especiales, algún líquido o crema desengrasante, un cepillo de púas, un limpiador de llantas y un guante o trapo de microfibra que sirva para secar.

1. Empieza con agua tibia

No pasa nada si utilizas agua fría, pero es mejor empezar con agua tibia, ya que retira mejor la suciedad. Sumergimos una esponja suave o trapo en el agua jabonosa y vamos humedeciendo y enjabonando cada parte del exterior. Luego utilizaremos agua para retirar el jabón sobrante, preferiblemente con una manguera con cierta potencia. Es importante siempre combinar el trato delicado a la superficie de la moto con la firmeza necesaria para retirar las partículas de suciedad.

2. No te olvides del tubo de escape

Cuando estés limpiando la carcasa, recuerda tapar el tubo de escape. Este debe ser limpiado de forma separada, por lo que en este punto debes evitar que entre agua con jabón en su interior. Para ello, puedes utilizar un trapo que cubra el orificio de entrada de forma efectiva. Los restos de agua y jabón pueden reaccionar de forma negativa y contribuir a la corrosión interior.

3. La parte frontal, un imán para los insectos

Es importante que le dediques un tiempo concreto a la parte frontal, donde se acumulan diferentes insectos y partículas de tierra. Si no lo haces frecuentemente, un pequeño impacto puede sumarse a la suciedad incrustada y generar fisuras.

4. Usa el desengrasante diluido en agua

Hemos hablado del método tradicional de agua y jabón, pero es importante que incorpores el desengrasante en tu pack de limpieza. Este puede ser muy útil en partes y piezas sin cromar y afectadas por la grasa. El tubo de escape es uno de los sitios que más padece este tipo de desgaste. Así, podrás conseguir que algunos elementos interiores y técnicos se muestren tan nuevos como las piezas exteriores más vistosas.

5. El momento de las llantas

Para las llantas es importante que utilices un cepillo con púas que no arañen pero que sean firmes. Este cepillo hará su aparición una vez que las llantas estén enjabonadas. Así, podrás extraer toda la basura que se adhiere a las llantas en cada frenada, aceleración, etc. Recordamos que las llantas deben secarse a conciencia y evitar usar acondicionadores de neumáticos para coches. El efecto en motos es el contrario, disminuyendo el agarre a la carretera. Es fundamental hacer un buen mantenimiento de esta parte, así como revisar tus cubiertas y comprobar que están en perfecto estado, si no es así, recuerda que puedes comprar neumáticos de moto online en confortauto.com.

6. El toque extra, clave para saber cómo limpiar una moto

Una vez que tenemos realizado todo lo básico, es importante ir a los detalles y sacar brillo a la moto. Existen diferentes grasas y pomadas que puedes aplicar en la superficie de la moto para sacar a relucir todos sus destellos.

Ahora ya sabes cómo limpiar una moto y algunos consejos muy interesantes al respecto gracias a Confortauto.

[optin-cat id=3826]

Te puede interesar...

neumáticos para coches eléctricos

Neumáticos para coches eléctricos: ¿tienen alguna característica especial?

En Confortauto somos especialistas en neumáticos. Para nuestra compañía, la adaptación de la tecnología al ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *