La rueda de repuesto: 5 cosas que tienes que saber

La rueda de repuesto ha sido un elemento imprescindible en todos los coches durante muchos años. De hecho, era la responsable de permitirnos seguir circulando si sufríamos un pinchazo. Sin embargo, hoy vemos que no todos los vehículos nuevos la incluyen. En Confortauto queremos explicarte todo lo que debes saber al respecto.

1. ¿Es obligatorio llevar rueda de repuesto?

Antes sí, pero ya no. El Reglamento de Circulación y la Ley de Tráfico, desde hace ya algunos años, dejaron de contemplar como obligatoria la rueda de repuesto. Sin embargo, en caso de no contar con ella es necesario disponer de un elemento que la sustituya y que permite arreglar el pinchazo durante la marcha.

2. ¿Qué sustitutos de la rueda de repuesto existen?

Como decíamos, el Reglamento de Circulación contempla que, en lugar de una rueda de repuesto, sea posible llevar un elemento sustitutivo. Hay tres alternativas en este sentido.

  • Rueda de galleta. Puede considerarse un neumático de repuesto, pero sus dimensiones son mucho más pequeñas y tienen consideraciones especiales. Por ejemplo, con ella no podrás exceder los 80 km/h por motivos de seguridad. Además, solo podrás usarla para llevar el coche al taller para que arreglen la cubierta pinchada; es decir, que no es posible circular asiduamente con ella.
  • Kit antipinchazos. Apenas ocupa espacio, es muy económico y no requiere de pesadas herramientas como, por ejemplo, un gato hidráulico o una llave para aflojar las tuercas de la llanta. Está formado, generalmente, por una espuma que tapona el orificio del pinchazo y por un compresor que se encarga de repartirla y de añadir presión al neumático. Eso sí, es una solución temporal que no suele durar más de 80 kilómetros y que no es válida cuando la goma ha sufrido grandes desperfectos.
  • Ruedas runflat. También conocidas como ruedas reforzadas o ruedas antipinchazos. Su característica principal es que, una vez pinchada, permite seguir circulando durante 80 kilómetros más sin estropear la llanta y sin perder agarre ni estabilidad. Esto es posible gracias a un bloque de goma incorporado en su interior.

la rueda de repuesto

3. ¿Por qué los coches nuevos ya no suelen llevar rueda de repuesto?

Porque cada vez existe una mayor preocupación por reducir los gases contaminantes emitidos por los vehículos. Piensa que una rueda de repuesto, junto a todas las herramientas que necesita para su colocación, puede suponer 40 kilogramos de carga adicional para el coche. Eso supone un incremento en el consumo de combustible y, por ende, más emisiones.

4. ¿Qué accesorios debes llevar en el coche para cambiar o arreglar una rueda?

No podrás detenerte a cambiar o reparar la rueda pinchada sin sufrir una sanción si no cuentas con lo siguiente. ¡Tenlo en cuenta!

  • Un chaleco reflectante dentro del habitáculo. Debes ponértelo antes de salir del vehículo.
  • Dos triángulos de señalización de peligro en el maletero. Has de colocar uno delante y otro detrás.
  • La pegatina y la ficha de la ITV. Debe estar en vigor, ya que esa es la garantía de que tus ruedas cumplen con la normativa.

5. ¿Qué sucede si no llevas rueda de repuesto o un sustituto de ella?

Si viajas sin rueda de repuesto o cualquiera de los elementos sustitutivos contemplados por el Reglamento de Circulación y la Ley de Tráfico, serás objeto de sanción por parte de la Guardia Civil u otra autoridad competente. Y lo mismo sucederá si no llevas cualquiera de los accesorios indicados anteriormente. En total, la multa es de 200 €.

En Confortauto somos conscientes de la importancia de la rueda de repuesto y de arreglar lo antes posible un pinchazo para garantizar tu seguridad y la integridad de tu vehículo. Por ello, si has sufrido uno, ven al taller más cercano y nos encargaremos de repararlo o de cambiar tus neumáticos en muy poco tiempo.

[optin-cat id=3826]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *