Las Escobillas Limpiaparabrisas del Coche – Confortauto

 

¿Ya sabes cuándo hay que cambiar las escobillas limpiaparabrisas? Te contamos todo lo que tienes que saber sobre el mantenimiento de las gomas de tu coche.

 

El cuidado de las escobillas limpiaparabrisas del coche

Las escobillas limpiaparabrisas son un elemento importante para asegurar la visibilidad durante la conducción. De ahí que su estado de conservación sea fundamental. Te explicamos cómo puedes revisar las de tu coche para no tener problemas.

 

¿Cuándo hay que cambiar las gomas del limpiaparabrisas?

Un elemento que has de tener presente es que las gomas de las escobillas limpiaparabrisas se gastan por el uso. Ahora bien, y a diferencia de otros aspectos como el aceite o los frenos, no hay una relación equivalente entre kilometraje y desgaste. Tener en cuenta este aspecto es fundamental porque muchas personas creen, erróneamente, que hay una relación directa.

 

 

Por ejemplo, una escobilla se gastará más si la has tenido que utilizar más. Lo que sucede es que, por regla general, en regiones de clima mediterráneo se usarán menos que en zonas de clima oceánico. Cuantos más días de lluvia al año, más probabilidades de que las tengas que cambiar antes.

Además, las temperaturas también influirán. Todo lo que sea pasar a temperaturas de frío o calor extremos degradará el material con el que están hechas las gomas. Por lo tanto, también has de tener en cuenta este aspecto a la hora de elegir la escobilla que mejor se adapte a tus necesidades.

Otro elemento a tener en cuenta es la calidad de la escobilla. Estos aparatos suelen fabricarse con plástico y caucho y, en función de la calidad, aguantarán más o menos. De todas formas, sí es posible comprobar si hay un desgaste o no. 

 

¿Cómo saber si las escobillas están desgastadas o hay que repararlas?

Como principio general, hay algunos detalles que te permitirán comprobar si las gomas están desgastadas. Cuando se dé alguno de estos supuestos, es recomendable que optes por cambiarlas.

Se forman estrías en el cristal cuando se limpia

Este caso es paradigmático que el caucho de que está fabricada la base está ya desgastado. Cuando se da este supuesto, nuestro consejo es que las cambies. En cualquier caso, la buena noticia es que este es uno de los defectos menos peligrosos si se cambia a tiempo.

El limpiaparabrisas no limpia bien

Cuando se origina esta situación es porque no se presiona como se debe la escobilla. Si sucede esto, es porque hay un desgaste del material. Llegados a este punto, no será efectivo y puede incluso resultar peligroso. No hay que olvidar, por ejemplo, que la falta de visibilidad es un motivo recurrente de accidente de tráfico.

Se producen ruidos

Si hay ruidos al limpiar es porque la goma con la que se fabrican estos aparatos está desgastada. Procedería, pues, un cambio porque, a medio plazo, la situación se agravará. Cuando hay un ruido, si no se cambia cuanto antes, cabe la posibilidad de que se dañe la luna.

El cristal se empaña

Cuando el cristal se empaña, no limpia correctamente. Esto pasa porque el caucho con el que se fabrica la escobilla pierde flexibilidad y eso repercute en la limpieza. No deja de ser un síntoma de que conviene cambiar cuanto antes la escobilla limpiaparabrisas.